• Rambla Josep Maria Jujol, 40
  • 934776848
  • direccion@farmacialozano.com
Dermatitis atópica
You are here: Home \ Sin categoría \ Dermatitis atópica
2 noviembre 2015 - 12:04, by , in Sin categoría, No comments

La dermatitis atopica es una enfermedad inflamatoria de la piel, caracterizada principalmente por la existéncia de picor intensa que comporta el desarrollo de lesiones de rascado, y que suele evolucionar hacia la cronicidad. Otros síntomas de la atopia son la sequedad, la inflamación y la infección de la piel.

Aunque es una enfermedad que puede aparecer a cualquier edad, es especialmente frecuente en los niños. Se estima que la dermatitis atópica afecta aproximadamente al 18% de la población infantiles en países desenvolupados, prevalencia que parece ir en aumento en los últimos 30 años.

La dermatitis atópica supone un factor muy limitante de calidad de vida de los niños, ya que el picor puede llegar a ser tan intenso que ocasione cambios de humor y hasta que impida el descanso por la noche.

¿En que partes del cuerpo suele aparecer la dermatitis atopica?

La dermatitis atópica afecta fundamentalmente a las superficies flexoras de codos y rodillas, el cuero cabelludo, la cara y el torso.

¿Cómo debe ser el cuidado diario en la dermatitis atopica?

Se ha comprobado que una hidratación diaria de la piel mediante la utilización de hidratantes especiales para pieles atópicas o sensibles es esencial, ayudando a paliar el picor y la sequedad de la piel que produce la dermatitis atópica, así como el uso de champús y geles suaves sin jabón, de pH ácido, sin perfumes y sin parabenos, que sean lo menos agresivos para la piel. La ducha, alternada con baños cortos, debe ser con agua templada, usando una esponja suave y secar la piel con cuidado, usando toallas de textura suave y sin usar secadores de aire caliente.

Después de la ducha es cuando se han de aplicar las cremas hidratantes, siendo especialmente recomendadas aquellas que contengan ácidos grasos instaurados (aceite de onagra, ácido linoleico) o ceramidas. Aunque la urea es un excelente hidratante, algunos enfermos de atopia presentan una escasa tolerancia.

¿Qué otras cosas debo tener en cuenta?

Por otro lado, se deben de evitar todas aquellas circunstancias que desencadenen picor, como son las temperaturas elevadas, el uso excesivo de ropas de abrigo y la baja humedad del ambiente. La calefacción por corrientes de aire caliente puede ser perjudicial, por el contrario la exposición solar suele ser beneficiosa, aunque es aconsejable ponerse fotoprotector de forma habitual y abrigarse bien (sin pasarse, no hace falta ir como una cebolla) en épocas de frío ya que un clima frío junto con el viento y el sol, son factores que tienden a secar la piel. Con este cuidado preventivo diario de la piel, se consigue reducir el número de brotes de atopia que pueda sufrir el paciente.

¿Cómo se tratan los brotes de atopia?

La aplicación de corticoides tópicos es el tratamiento sintomático más eficaz cuando hay un brote. Aunque también existen cremas sin corticoides para el tratamiento de los brotes, que han demostrado ser una alternativa eficaz en los brotes de atopia leve-moderados.

About author:

Deja un comentario